You are here

Servicios de acceso a la vivienda

En los países en vías de desarrollo, la mayoría de las familias construye sus viviendas, esencialmente, de forma progresiva (paso a paso). Estas familias compran o invaden terrenos, en los que construyen sus viviendas, poco a poco, durante cinco a quince años. Para ello, reciben escaso apoyo de entidades gubernamentales u otras instituciones (Ferguson 2006 5MB).

En este contexto, el Centro de Innovación en Vivienda y Finanzas (CIVF) define los servicios de acceso a la vivienda (SAV) como un conjunto de actividades diseñadas para estimular, orientar y apoyar a familias de bajos ingresos a construir viviendas adecuadas, siguiendo un proceso progresivo (por etapas).

Estos servicios buscan uno o más de estos objetivos:

  • Apoyar a las familias en la definición de lo que quieren lograr en su vivienda, y la elaboración de un presupuesto de la obra ajustado a su capacidad de pago.
  • Incrementar la calidad de las viviendas, principalmente, en términos de seguridad y funcionalidad.
  • Elevar la satisfacción de estas familias con las mejoras que realizan.
  • Reducir los costos y tiempos de construcción.

Los servicios de acceso a la vivienda que acompañan a productos microfinancieros para vivienda deben ir orientados a ayudar a las familias meta a construir su vivienda de forma progresiva, sin detrimento de la calidad de las viviendas y satisfacción de las familias. Varios de estos servicios buscan ayudar a las familias a tomar buenas decisiones cuando mejoran sus viviendas, y tener conocimientos básicos para dar seguimiento a la construcción de estas mejoras.

Además de ser útiles a las familias meta, los SAV deben ser sostenibles y replicables para alcanzar escala y tener un amplio impacto.

¿Cuáles tipos de servicios de acceso a la vivienda hay?
El CIVF ha identificado seis tipos de servicios de acceso a la vivienda:

  • Asistencia técnica en construcción (ATC): son intervenciones realizadas por un técnico (o asesor) en construcción para guiar a las familias meta en la realización de mejoras a sus viviendas. Esta asistencia se ofrece de forma individualizada. En la Guía para estudios de mercado y diseño de productos de microcrédito para vivienda, se amplía la información sobre este tipo de servicio de construcción.
  • Capacitación: se ofrece por medio de eventos educativos, facilitados por un técnico en construcción, en los cuáles se mejora el conocimiento de un grupo de familias meta, sobre construcción de mejoras a sus viviendas. La capacitación también puede ser dirigida a grupos de albañiles y asesores de crédito.
  • Entrega de materiales impresos: distribución de materiales didácticos (como folletos y cartillas), con consejos útiles para las familias que van a realizar mejoras a sus viviendas. Estos materiales pueden ayudar al cliente en la negociación y supervisión de las obras que realiza el maestro o albañil.
    El CIVF tiene disponibles cartillas de construcción de mejoramientos de vivienda, para ser adaptadas por entidades financieras y de construcción. En estas cartillas, las familias reciben información sobre el tipo de materiales que necesitan para distintos mejoramientos, los pasos de la construcción y cuidados especiales que deben tener durante la misma, y cuidados para mantener la obra en buen estado después de finalizada la construcción.
  • Construcción directa: es un servicio ofrecido por un constructor, quien se encarga de todo el proceso de construcción, entregando una obra terminada a las familias meta.
  • Negociación con proveedores de materiales de construcción: consiste en la negociación con proveedores de materiales para obtener precios favorables, garantizar la calidad de los materiales, y conseguir la entrega de los mismos en el sitio donde viven las familias.
  • Relación con la municipalidad: consiste en la negociación con la municipalidad para agilizar la obtención de licencias de construcción, por parte de las familias meta.