You are here

Encuentro con Iglesias

Por Stephanie Simonetta
LUJAN, Argentina, mayo 2008.-
Con una excelente concurrencia se realizó el primer Encuentro de Iglesias, organizado por Hábitat para la Humanidad Argentina (HPHA) en la Villa Maristas de Luján recientemente.

El objetivo del encuentro fue dar a conocer el trabajo y la misión de HPHA, así como también explorar nuevas posibilidades en las cuales las iglesias y HPHA puedan trabajar juntas.

Se contó con la participación de 23 integrantes de diferentes denominaciones cristianas, que supieron darle al evento un marco de unidad fraternal. Desde Mendoza, Córdoba, Santa Fe y Buenos Aires llegaron los representantes de las distintas Iglesias: católicos, evangélicos, protestantes, y referentes de la Iglesia Ortodoxa Armenia, la Iglesia Adventista y la Convención Evangélica Bautista Argentina.

Sin dudas lo más destacable fue la integración que se dio entre los participantes, quienes sin mencionar en ningún momento su Iglesia o denominación se mantuvieron apegados a la propuesta inicial de HPHA de hacer hincapié en las similitudes, sacando a relucir su fuerte compromiso social, siempre centrados en el objetivo de sumar esfuerzos para accionar por los que menos tienen.

El encuentro comenzó la mañana del sábado con una serie de canciones de alabanza. Luego se compartió una dinámica entre los presentes que sirvió para que los participantes pudieran conocerse y compartir entre todos el trabajo que cada uno realiza en su Iglesia y en la comunidad.

Éste fue el día más “teórico”: se introdujo a los asistentes en la Misión y metodología de trabajo de HPHA, para luego presentar conclusiones y aclarar expectativas y dudas al respecto.

Por la tarde se presentaron algunas propuestas concretas mediante las cuales HPHA invita a las Iglesias a involucrarse con su trabajo. Gracias a este ejercicio se abrió un debate muy interesante que permitió generar una retroalimentación a través de la opinión de los participantes sobre las posibles maneras en que –tanto desde las iglesias como desde cada individuo- se podría apoyar a la misión que HPHA lleva adelante.

En la velada informal de cierre del primer día se cantaron canciones del cancionero popular y alabanzas a Dios. Muchos se mostraron muy ansiosos por que llegara el domingo para ir a la construcción, ya que nunca antes habían participado de una brigada.

El domingo comenzó con cantos y un devocional. A continuación, todos los participantes tuvieron la oportunidad de poner lo aprendido en práctica participando en una brigada de construcción en la casa de la Familia Farías Valderrama.

En el sitio de construcción los Líderes de Casa y demás voluntarios asignaron las tareas, y entregaron los elementos de seguridad y las herramientas para comenzar a trabajar.

Los participantes se pusieron manos a la obra con mucho entusiasmo: en cada uno de ellos se percibía la sensación de satisfacción de estar poniendo su fe en acción.

Gracias al trabajo de esta brigada se logró avanzar muchísimo con la finalización de la casa de esta humilde familia.

El encuentro culminó con una exquisita “choripaneada”. Luego vinieron la evaluación, los agradecimientos y reconocimientos: se entregaron los certificados y souvenires, y se valoró por parte de los brigadistas el respeto y el cuidado para con cada uno de ellos en lo que a seguridad se refiere.

Finalmente, la familia Farías Valderrama, muy emocionada, agradeció a todos la ayuda prestada y pidió al Padre Daniel Echeverría -participante del encuentro- que hiciera una oración para bendecir su casa.

Todos los asistentes se unieron en oración junto a él, terminando el encuentro con una emotiva y memorable canción espontánea.

Para más información escriba a Stephanie Simonetta, Responsable de Comunicaciones, de Hábitat para la Humanidad Argentina al email comunicacion@hpha.org.ar o bien llame al teléfono (54 11) 4792 2739 Visite www.hpha.org.ar


Si aún no estas inscripto/a en el BOLETIN DE VIVIENDA y deseas recibir noticias acerca de la vivienda digna en América Latina y el Caribe como éstas, INSCRÍBETE ya mismo, e invita a tus amigos y compañero/as de trabajo que hagan lo mismo.