HFH conduce una planificación sucesoria en la Isla de Inhaca -- Habitat for Humanity Int'l 1

HFH conduce una planificación sucesoria en la Isla de Inhaca

Por Yvonne Coleman

Olga tiene 30 años. Comparte su “marido” con otras dos mujeres y ocupa el tercer lugar en la jerarquía. Desde el punto de vista legal, ella no tiene derechos como su pareja. Su situación es común en la cultura de la Isla de Inhaca, Mozambique. La mayoría de los hombres dejan la isla para encontrar trabajo en Sudáfrica y abandonan a más mujeres que hombres. Olga tiene cuatro hijos, incluido un bebé de corta edad. Hace poco tiempo, resultó beneficiaria de una casa de Hábitat para la Humanidad y estaba preocupada por el futuro de la propiedad cuando ella muriera, sabiendo que era posible que su esposo y sus otras “esposas” tomaran posesión de la casa y despojaran a sus hijos de todo.

Aunque las leyes de Mozambique reconocen los derechos de las viudas y los huérfanos para conservar su casa cuando el padre fallece, en la práctica esto no siempre ocurre. Es común que el hermano y la familia del hombre vengan y le digan a su viuda que ella es su nueva esposa, o que ordenen a la mujer y a sus hijos dejar la casa para que ellos la puedan ocupar. Las mujeres y los niños pueden perder todo y quedar en una situación de mucha vulnerabilidad, o hasta ser maltratados. Aunque esto es ilegal, la ley no se ha ejecutado ni hecho cumplir en la mayoría de las comunidades rurales, y esto se acepta como una práctica tradicional.

HFH Mozambique (HFHM) está trabajando para garantizar la seguridad de las tierras y los recursos al fallecer uno o ambos padres capacitando a los propietarios sobre leyes sucesorias y facilitando la redacción y legalización de sus testamentos. Como un incentivo para que las mujeres participen en el plan, HFH Mozambique ofrece un descuento por un valor de seis meses de pagos de la hipoteca. El proyecto comenzó cuando un voluntario suizo de HFHM descubrió, por medio de una encuesta, que ésta era una inmensa área carenciada y que las mujeres estaban preocupadas por el futuro de sus hogares. Él también constató que tenían muchas ganas de preparar una documentación legal para protegerse.

El 23 de marzo de 2006, 21 viudas y madres solteras, todas propietarias de casas Hábitat, prepararon testamentos para proteger sus propiedades y posesiones. Ya habían participado en un seminario para platicar sobre la importancia de una planificación sucesoria y explicar el proceso. Un fedatario vino especialmente de Maputo, y dos miembros influyentes de la comunidad actuaron como testigos para legalizar los documentos.

Olga llegó tarde y el otorgamiento de los testamentos había terminado. Los visitantes ya estaban almorzando pero ella se negó a renunciar a su oportunidad de asegurar la casa para sus hijos. Se pasó dos horas convenciendo al personal del proyecto para que le permitiera escribir su testamento. ¡Por último, fue firmado y legalizado en el restaurante!

Inhaca ha servido como un proyecto piloto para la planificación sucesoria en Hábitat para la Humanidad Mozambique y ha demostrado ser muy exitoso. HFHM ahora planifica trabajar con una ONG legal, MULEID, y un voluntario del Cuerpo de Paz para crear un manual de capacitación sobre los temas relacionados con el derecho de familia, el derecho sucesorio, los derechos de las mujeres y los niños y la violencia intrafamiliar. El proyecto se extenderá a todas sus filiales en el próximo año.

En el momento de escribir este artículo, Yvonne Coleman era la funcionaria a cargo de las comunicaciones y el desarrollo de recursos de HFH Mozambique. Pacific