Cómo se formulan los estándares de calidad de viviendas -- Habitat for Humanity Int'l 1

Cómo se formulan los estándares de calidad de viviendas

por Ted Baumann

No existe un estándar de rendimiento aceptada mundialmente para la vivienda. Ninguna organización ni institución internacional ha formulado alguna vez un conjunto de estándares que establezcan lo que una vivienda debe proporcionar a sus habitantes para que sea considerada “adecuada.”

Esta vacío presenta un desafío para Hábitat para la Humanidad y le ofrece una oportunidad al mismo tiempo. El desafío es que los donantes, que están interesados cada vez más en un análisis estadístico comprobable de los resultados del desarrollo, podrían insistir finalmente en que observemos los estándares establecidas por otra organización, estándares que podrían no adecuarse a nuestro trabajo y nuestra misión. La oportunidad es que podemos ejercer una influencia sobre la comunidad de desarrollo mundial al crear estándares para una vivienda adecuada.

Proyecto Esfera (“Sphere Project,” en ingles), lanzado en 1997 por un grupo de organizaciones no gubernamentales humanitarias y el Movimiento Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, estableció un conjunto de “Estándares Mínimas en la Atención a Desastres” que incluye estándares de rendimiento de los refugios. Al aplicar la premisa lógica que Hábitat para la Humanidad nunca debe proporcionar una vivienda que no reúna los requisitos mínimos recomendados para la población en la atención de desastres, los actores de HFH en el campo comenzaron a establecer estándares de calidad de viviendas basadas en los lineamientos del Proyecto Esfera.

Las repercusiones inmediatas de la adopción de los estándares de calidad de viviendas variarán dependiendo de la situación. En los países más desarrollados y de ingresos medianos, habrá pocos cambios, porque la mayoría de las casas nuevas ya reúnen estos estándares de calidad mientras que en los países menos desarrollados, los estándares demandarán que las organizaciones nacionales logren un equilibrio entre lo apropiado de la vivienda, su costo y los más carenciados como población de interés.

Tratar de lograr una vivienda “habitable”, tal como lo definen los estándares de calidad de viviendas, puede crear situaciones en las que las consideraciones a largo plazo sobre la salud y la seguridad prevalecen sobre las consideraciones de los costos. Encontrar las formas de satisfacer las necesidades de vivienda de las familias que sean sustentables tanto para HFH como para la familia misma forma una parte integral de nuestra misión.

Definir explícitamente el desafío, tal como los estándares de calidad de viviendas lo hacen, fortalecerá nuestro incentivo para evaluar formas nuevas y creativas de asistir a las familias.

Los estándares de un vistazo

Estes estándares de calidad, basadas en los lineamientos de los Objetivos de Desarrollo del Milenio, los Códigos Internacionales para la Construcción Residencial, ONU-Hábitat y el Proyecto de la Esfera, definen la calidad de una nueva casa construida por Hábitat para la Humanidad o una organización-socia, o de una casa rehabilitada o reparada. Además estas estándares establecen un nivel compatible cuando una serie de mejoras por etapas logra la meta de una casa adecuada.

1. Diseño

A. Superficie cubierta: Cada persona en el hogar tiene una superficie cubiertaútil de por lo menos 3,5 m2 O la superficie cubierta abarca por lo menos dos cuartos. Si no se ha cumplido todavía con lo estándar mínima para el espacio utilizable, entonces se sitúa la casa para que permita una expansión futura.

B. Materiales: Se utilizan mano de obra y materiales obtenidos localmente sin perjudicar la economía o el medio ambiente locales, y permitiendo el mantenimiento y mejora de la casa mediante herramientas y recursos locales.

C. Ubicación: La casa está ubicada de forma segura; se reducen al mínimo los riesgos de los peligros naturales (entre ellos, terremotos, actividad volcánica, derrumbes, inundaciones o vientos fuertes); y la casa no está propensa a enfermedades ni riesgos de vectores significativos (agentes transmisores de enfermedades).

2. Durabilidad

A. Mitigación de desastres: En zonas propensas a los desastres, la construcción y las especificaciones de los materiales mitigan las catástrofes naturales futuras.

B. Seguridad: Los materiales estructurales son suficientemente duraderos para permitir una salida refugio seguros de un desastre natural.

3. Tenencia Segura

La tenecia segura de la tierra y/o los derechos de u de los edificios o lugares se establecen antes de la ocupación, y se conviene el uso permitido si fuera necesario. Cuando no hay derechos de uso, hay una protección de hecho contra los desalojos.

4. Agua

A. Calidad: El agua es potable y tiene una suficiente calidad para ser bebida y usada para la higiene personal y la limpieza del hogar sin causar riesgos imprortantes para la salud.

B. Acceso y cantidad: Hay un acceso seguro y equitativo a –y/o un almacenamiento apropiadode- una cantidad suficiente de agua para beber y cocinar y para la higiene personal y la del hogar. Los puntos de agua pública están suficientemente cerca de los hogares para permitir el uso requisito de agua mínimo.

5. Servicio sanitario

A. Acceso a servicio sanitario: Las comunidades poseen cantidades suficientes de servicio sanitario, bastante cerca de sus viviendas, para que puedan tener un acceso rápido, seguro y aceptable en todo momento del día y de la noche.

B. Diseño, construcción y uso de servicio sanitario: Los servicio sanitario están ubicados, diseñados, fabricados y mantenidos de forma tal que son cómodos, higiénicos y seguros de usar.

C. Drenaje: La vivienda posee un entorno donde se reducen al mínimo los riesgos para la salud y otros presentados por la erosión del agua y el agua estancada (entre ellos, aguas pluviales,aguas de inundaciones, aguaservidas y aguas residuales de instalaciones médicas


Ted Bauman es el Director de Programas Internacionales de Vivienda de Habitat para la Humanidad Internacional